8 de agosto de 2013

Martín Fierro 2013: con el culo al aire


El lunes pasado APTRA formalizó la entrega de sus premios “Martín Fierro”. Este año el clima estuvo enrarecido por el tenso clima político-social que vive el país y en definitiva acabó dejando en evidencia unas de las caras más lamentables de la actual sociedad argentina. Porque aunque allí sólo participa gente relacionada con la televisión, la radio o el espectáculo, son un segmento representativo de la ciudadanía y sobre todo, son formadores de opinión. Es algo que pueden negar, pero no ignorar.

La ceremonia, que fue realizada en el recinto del prestigioso Teatro Juana Azurduy Colón de Buenos Aires, estuvo politizada, se quejaron muchos. Y claro, claro que estuvo politizada porque este país está politizado. No estamos para estupideces ni para que todos nos riamos viendo como les entregan sus muñequitos de plástico dorado a 50 ineptos.

Y lo digo con bronca porque pareciera ser que algunos “famosos” locales de peso, Mirtha Legrand, Francella, Echarri, Duplaa entre ellos, pusieron el grito en el cielo porque se suponía que debería haber sido una fiesta para el arte y la cultura en lugar de una plataforma política. A otros les pareció aburrido o desubicado. Y tienen razón en el concepto pero no, en absoluto, en la coyuntura.

Vivimos en un país que no está para fiestitas que pretendan emular el glamour hollywoodense. En Argentina sufrimos desde hace diez años, un gobierno que superó todos los limites de corrupción alcanzados previamente. Sin distinguir partidos o colores, son gente que roba. Que se apropia de la riqueza fruto del sudor ajeno.

Jorge Lanata, periodista de investigación, conocido dentro y fuera del país, formuló de una forma nunca antes vista, denuncias fundadas, probadas, filmadas, grabadas, testimoniadas y reiteradas. Sin embargo no pasa nada. No pasó ni pasará nada.
Y no pasó nada porque más del 90% de los argentinos son pingüinos y casi todo el resto tiburones. Los pingüinos son aves no voladoras, de costumbres sociales que viven en enormes comunidades. Su supervivencia está basada en su número y suelen correr todos para el mismo lado sin motivo aparente ni entender por qué lo hacen. La vida de un pingüino es cumplir su función biológica y morir.

Los tiburones, en cambio, viven solos, no suelen atacar en grupos y si lo hacen no es porque estén organizados para colaborar entre ellos sino porque todos quieren lo mismo al mismo tiempo y cuando huelen sangre atacan y muerden sin pensar, sin saciarse, hasta que no quede nada, entonces luego, cada uno se va por su lado hasta el próximo festín. Solos.

Argentina está gobernada por tiburones y habitada por pingüinos. Muy malo para los pingüinos.

Lanata no es nadie. No se postula a ningún cargo. No dirige ningún ministerio. No es representante de ningún partido político. Es un periodista que ahora alcanzó una difusión espectacular gracias a trabajar en un grupo multimedio, y utilizar esto para hacer lo que cualquier periodista de vocación soñaría con hacer, hablar, comunicar, informar y denunciar lo que investigó a la mayor audiencia posible.

En la ceremonia, al recibir una de sus estatuillas,  el periodista agradeció a este gobierno y sus secuaces porque es verdad, sin ellos no existiría, al menos no al nivel que existe hoy en día. Lanata es la luz roja del tablero que indica una falla en el motor, si todo va bien, permanece apagada. La luz roja molesta y titilante que nadie quiere ver hasta que el motor echa humo y nos quedamos tirados en la cuneta.

Pero los pingüinitos que están cerca de la costa mueven sus cabecitas para todos lados incrédulos, y siempre en grupo. Desde el mar les tiran sardinas, abren los picos y tragan; se siguen acercando al océano y les tiran más sardinas. Los tiburones, que tienen un hambre insaciable, no se conforman con sardinas, mejor se las tiran a los pingüinos para que se sigan acercando.

Continuando con las alegorías marinas, no olvidemos a las rémoras. ¡Ah, que bichito tan fascinante! Van adheridas a los tiburones y comen de sus sobras. Todo lo que escape a la voracidad de los escualos, trocitos que escapen de sus miles de dientes. Quizás también sientan lástima de los pobres pingüinos crédulos pero si el tiburón no come, ellos tampoco.

En  Argentina también hay muchas rémoras. Muchos de nuestros artistas, periodistas, deportistas y empresarios son rémoras. Una recua de adefesios sin talento que se pavonean ante las cámaras, creyendo y pretendiendo convencernos de que provienen directamente de una rama de semidioses romanos, se quejan de que un periodista “politice” un acto tan sagrado como la entrega de los “Martín Fierro”, pero poco les importa que un cajero de banco gane más que Bill Gates. O que un jardinero tenga el nivel de lujos de un delantero del Real Madrid. O que una presidente con ínfulas de diva inextinguible pretenda recrear el reino egipcio dos mil años después de la muerte de Cleopatra.

Argentina está (o estuvo) produciendo más riquezas que en ningún otro momento de su historia desde el 25 de mayo de 1810. Pero esas riquezas no llegan jamás a los argentinos, se las devoran los tiburones, lo que sobra es comido por las rémoras, los pingüinos de la costa reciben sardinas gratis a cambio de estar calladitos y de vez en cuando sacrificar alguno. Para el resto no hay nada.

Por supuesto que hay una grieta, del tamaño del Gran Cañón del Colorado y no podemos negarnos a verla. Es una división tan profunda que nadie la quiere ver, porque reconocerla sería reconocerse idiotas. Caímos en uno de los clichés más conocidos del mundo, una archiconocida frase que se atribuye a Julio Cesar, emperador romano: Divide y vencerás”, y atención, divididos estamos.
Los argentinos ya aceptan con la cabeza gacha cualquier cosa que se les imponga. Impuestos, restricciones, recortes, ajustes, prohibiciones, vedas, corralitos. Estamos cursando una etapa de fragilidad de la voluntad popular inédita.

Es una lástima que representantes de la cultura de este país como Pinti, Mirta, Francella, Echarri, Duplaa, Del Boca, Florencia Peña hasta Tinelli y muchos otros sean rémoras. Que se hagan los boludos siempre y cuando algo les caiga a ellos. Una pena que no aprovechen el poder que la gente les da y lo usen para oponerse a lo que saben que está pasando.

No importa. Total hay fútbol para todos, y ahora en HD.






  • Arcanastu Blog directamente a tu e-mail

  • O suscríbete por otras vías:RSS

10 comentarios :

  1. Realmente muy buena esta visión de lo que somos como argentinos que miramos por la ventana, o lo que es peor, por televisión, lo que pasa, mientras estamos distraidos en ver si cae alguna sardina cerca...

    ResponderEliminar
  2. Corrupcion con su consecuente impunidad es la receta de moda. Como dijo el extinto viejo zorro politico Brasileiro Antonio Carlos Magalhaes (Bahia):" Para mis amigos todo! Para los demas la ley!" Pero aca la ley esta maniatada y amordazada (sin mencionar la prensa), entonces la frase seria: par mis amigos todo y para los demas nada. No hay recetas magicas, pero el unico animal que tropieza con la misma piedra es el ser humano.Y las recetas del actual gobierno son tan viejas e indigeribles como las de Petrona C. de Gandulfo. Tal vez no saben que el parasito termina por matar a su victima de la cual se alimenta y el tambien termina muriendo. Estaremos pasando de Rhodesia a Zimbawe por acaso? Y no soy anonimo, soy Guillermo Servente, argentino nativo y sigo admirando al Gral. San Martin, a Sarmiento, a Don Martin Miguel de Guemes entre otros, los verdaderos proceres de nuestra historia, aunque parece que han aparecido otros de los cuales sus despojos descansan sobre bovedas llenas de riqueza mal habida.....

    ResponderEliminar
  3. Guillermo Servente, comparto tu sentimiento. Es una lástima que se haya extinguido esa raza de próceres que mencionás. Ahora cada uno cuida su quinta y que se queme la del vecino. El odio invadió a la gente y eso trajo la división que hoy vivimos. Un lástima todo.

    ResponderEliminar
  4. Excelente artículo. Es nuestra realidad.

    ResponderEliminar
  5. A mi juicio, estás confundiendo pensar con reordenar tus prejuicios. Lanata es "adrenalina para antikirchneristas". Es un operador político mucho más que un periodista. No quiere decir que todo lo que diga sea mentira. Además, jamás podría ser así: la manipulación no es eficaz con mentiras burdas, sino con medias verdades. El discurso de Lanata, pese a su pase al Grupo Clarín, ha sido bastante coherente: es el "todoschorroísmo" aplicado fundamentalmente a TODO partido político que esté en el poder. Para Lanata, EL PODER es siempre el gobierno de turno. Esa visión es absolutamente sesgada.
    A mí me gusta el intercambio de ideas. Te dejo este link con la respuesta a una opereta que Lanata le hizo a conocidos míos. Ahora no dispongo de tiempo, pero cuando quieras la sigo.
    http://mesadeautoayudak.blogspot.com.ar/2012/09/partidos-dirigentes-y-periodistas.html

    ResponderEliminar
  6. Además tirás fruta sin ningún rigor: "un gobierno que superó los límites de la corrupción". ¿Cuál es el ránking? ¿Cómo se mide? ¿En dólares, en tapas de diarios, en presuntos cofres escondidos? ¿Cuánto más corrupto es el kirchnerismo respecto del menemismo? ¿Y respecto de Alfonsín? ¿Cuál es la contraparte empresaria de esa corrupción? No hay complejización en tu análisis. Es, repito, una mezcla de prejucios desordenados que harán que un kirchnerista te putee y un antikirchnerista te alabe. Es realmente muy pobre.

    ResponderEliminar
  7. Desocupado mental en la era del blog: Bien, por fin un intelectualoide K decidió bajar a mi humilde morada para enfangarse junto al vulgo (solo filosóficamente, claro)

    O tal vez no sea para tanto pero puedo percibir que además de devorar toda folletería oficialista disponible, al menos leíste a Schopenhauer y sus 38 maneras de ganar una discusión.
    En este caso, intentar elevar relativamente tu punto de vista por medio de minimizar el de tu interlocutor no va a funcionar.

    El estado de libertades-controladas que vivimos actualmente es socialmente mucho más opresivo que el de la dictadura, solo que ahora hay que comerla porque tu jefaza obtuvo el 54%...
    George Bernard Shaw lo sintetizó magistralmente en una sola frase: "La democracia es el proceso que garantiza que no seamos gobernados mejor de lo que nos merecemos."
    Y acá estamos, con Kretina...

    Otra débil estrategia es pretender desarmar mi argumento exigiendo pruebas concretas, que por cierto, tampoco vos tenés en contrario. En cambio, todos los argentinos vemos a diario cómo hay que pedirle permiso al gobierno para comprar un auto, para viajar, para ahorrar en la divisa que queramos, porque para eso uno trabaja, ¿no?
    Yo supongo que trabajamos para hacer lo que se nos cante con el fruto de nuestro esfuerzo, ¿no pensás así?

    A mi Lanata o cualquier otro me chupan un huevo, lo dejo claro. Yo tengo mis propias ideas y pienso por mi cuenta que este gobierno de corruptos es por lejos el MAS CORRUPTO que tuvimos en este país. Y las estadísticas están en la calle, en los supermercados, en la seguridad, la (no)educación, los negociados con expropiaciones de empresas, Ciccone, Baez y Austral Construcciones, la seguridad...¿tengo que seguir o vivís en Disney?

    La única fruta y podrida es la que mandan cerebros ociosos como el tuyo, que se creen la novelita romántica populista y que se ajusta a sus delirantes ideales de oligarcas arrepentidos. Inútiles que encontraron un sentido a sus vidas en la Campora y se intoxicaron con el veneno antiimperialista hipócrita que se hace llamar revolución bolivariana.

    Acá respetamos todas las opiniones y respeto la tuya pero opino que es una completa cagada y lamento mucho por este país que haya cerebritos como el tuyo creyéndose que la tienen clara.
    Estamos condenados.
    Te haces el piola porque leíste dos libros más que el argentino promedio pero sos un pobre descerebrado.

    ResponderEliminar

Tu opinión nos interesa, alimenta y enriquece a este blog. Permítenos conocer qué ideas te ha inspirado este artículo.
Puedes comentar como "Anónimo", pero si pones tu nombre será más fácil responderte y más amena la charla.

No borramos comentarios estén a favor o en contra de nuestra opinión, salvo que se trate de insultos o rebuznos anónimos.

Muchas gracias por visitar Arcanastu Blog.


Los Autores Somos


Button_F1

Entradas del Blog